¿Qué pasa en el oído cuando aparece la presbiacusia?

¿Qué pasa en el oído cuando aparece la presbiacusia?

Una serie de estructuras están involucradas en la transformación de las ondas sonoras en impulsos nerviosos para que el cerebro sea capaz de percibir los sonidos. Una vez que las ondas pasan a través del conducto auditivo, en el tímpano se convierten en vibraciones y viajan hacia unos huesecillos ubicados en el oído medio. Ya en el oído interno, esas vibraciones son transformadas en impulsos nerviosos que llegan al cerebro y son percibidos como sonidos.

Los componentes de este complejo engranaje auditivo se deterioran con el paso del tiempo y, a partir de los 60 años de edad, pueden fallar unos u otros y ocasionar la pérdida auditiva asociada a la edad o presbiacusia.

hombre-mayor-oído

Un artículo del Servicio de Otorrinolaringología del Hospital de Fuenlabrada (Madrid) explica que, a pesar de los avances de la investigación en los últimos años, aun no se ha determinado con exactitud las causas de la presbiacusia. Sin embargo, señala que existe una clasificación de esta patología en cuatro diferentes tipos, según la zona del oído que se encuentre comprometida:

· Presbiacusia sensorial

Es la más frecuente y consiste en una pérdida de la capacidad auditiva de las tonalidades agudas después de la mediana edad, como consecuencia del deterioro de las células sensoriales del oído interno, encargadas de llevar el sonido en forma de impulsos eléctricos hasta el cerebro. En estos casos, la audición de las frecuencias agudas se pierde de forma progresiva y el paciente podría ver afectada su comprensión del lenguaje, aunque a menudo se conserva.

· Presbiacusia neural

Se presenta como una alteración en la capacidad de diferenciar las frecuencias, dificultándose la comprensión del lenguaje, aunque los sonidos ambientales se perciben relativamente bien. Estos síntomas son ocasionados por la atrofia de las células nerviosas, el nervio acústico y del tejido nervioso cerebral.

· Presbiacusia metabólica o estrial

Esta condición se presenta como una pérdida de la audición en todas las frecuencias, debido al desgaste de la estría vascular, que es un tejido provisto de vasos sanguíneos en el que se realiza la mayor actividad metabólica del oído (regula el  equilibrio químico y bioeléctrico). La pérdida auditiva por esta causa puede comenzar a partir de los 30 años, evoluciona de forma progresiva y puede ser hereditaria.

· Presbiacusia mecánica

Conlleva la pérdida de manera lenta y progresiva de la audición de todas las frecuencias, aunque de forma más pronunciada de las agudas. Se atribuye a una disminución en la elasticidad de la membrana bacilar, responsable de la respuesta del oído frente a las distintas frecuencias.

Cuando las pruebas auditivas, por ejemplo la audiometría, arrojan una asociación de los diferentes tipos de presbiacusia, se clasifica como mixta y, cuando sus causas no pueden ser explicadas, se trata de una presbiacusia indeterminada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *