Cómo afecta la pérdida auditiva no tratada a la calidad de vida

Cómo afecta la pérdida auditiva no tratada a la calidad de vida

Pérdida auditiva y calidad de vida

Las personas que padecen pérdida auditiva y no reciben un tratamiento para solucionar su problema de audición ven afectada su calidad de vida en todos los ámbitos. Desde las relaciones sociales, laborales y hasta en el ámbito de la salud, entre muchos otros. En los últimos años, decenas de estudios han concluido que tener una pérdida auditiva no diagnosticada sin seguir ningún tipo de tratamiento es un factor fundamental que incrementa las posibilidades de padecer patologías como la demencia o la ansiedad.

Por ejemplo, según un estudio de estudio publicado en Alzheimer´s and Dementia, sufrir una pérdida auditiva incrementa las probabilidades de padecer deterioro cognitivo que puede afectar a aspectos tan básicos del día a día como la memoria, la capacidad intelectual e incluso en la capacidad física o en las habilidades sociales del paciente

Otro de los aspectos a los puede afectar la pérdida de capacidad auditiva es el deterioro de la vida social. Una persona que presenta problemas de audición es frecuente que, en una conversación con otras personas en ambientes ruidosos, no mantenga una conversación fluida con el resto de personas debido a las dificultades que tiene para escuchar el diálogo.  Esta situación le puede impedir comprender la situación emocional de amigos o familiares.

Además, la pérdida de audición incrementa el riesgo de padecer depresión, una patología que afecta especialmente en el aspecto emocional del paciente y merma de forma notable su vida social.

Por otro lado, la pérdida auditiva también puede tener unas consecuencias negativas en el entorno laboral y económico. Según el informe Pérdida de audición: cifras y costes, realizado por la Universidad Brunel de Londres detalla que las personas que tienen pérdida auditiva suelen ganar de media un menor salario que las personas que escuchan de forma normal y que las cifras de desempleo en las personas que tienen una menor capacidad auditiva son notablemente más altas. Además, este informe explica que las personas con problemas de audición tienen unos puestos de trabajo de una cualificación más baja.

En este sentido, los audífonos son una solución eficaz para recuperar la audición y mejorar la calidad de vida de las personas que presentan problemas de audición. Por ello, lo más adecuado para evitar los aspectos negativos de la pérdida auditiva es diagnosticar este problema de salud de forma precoz y poder comenzar el tratamiento o la terapia lo antes posible para evitar el agravamiento de los síntomas y mejorar la calidad de vida.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *