Profesiones del alto riesgo de pérdida auditiva

Profesiones del alto riesgo de pérdida auditiva

La pérdida auditiva inducida por el ruido en el entorno laboral es uno de los trastornos más comunes entre los trabajadores, según datos del National Institute on Deafness and Other Communication Disorders (NIDCD). Un total de 30 millones de trabajadores en Estados Unidos corren el riesgo de sufrirla, mientras que 22 millones de ciudadanos comprendidos entre los 22 y los 69 años ya la padecen. Entre las profesiones que más pérdida de audición manifiestan está la de carpintero.

Profesión con mayor riesgo de sordera

Desde el NIDCD se han establecido unas normas de seguridad sobre la cantidad de tiempo a la que una persona puede estar expuesta a diferentes niveles de ruido. Si en el lugar de trabajo la media es de 85 decibelios, se corre el riesgo de pérdida de audición si se está más de ocho horas. Cuanto más alto es el ruido, menor debe ser la duración de la exposición ante el mismo.

Entre los consejos que ofrece esta institución hay que evitar ruidos fuertes a corta distancia como los de un petardo, pues puede dañar la audición de forma permanente en un instante. Hay otros ruidos que pueden dañarla más lentamente si la exposición ante ellos es frecuente como es el caso del que producen los motores de motocicletas o sierras eléctricas. También es recomendable bajar el volumen si el ruido procede de un aparato de música, sobre todo si se está escuchando con auriculares. En caso de que no se pueda evitar, se aconseja utilizar tapones u otro tipo de protección. Existen protectores de oído que reducen el nivel de ruido de máquinas industriales pero no eliminan el sonido.

Para los casos de hipoacusia, es decir, cuando ya existe una incapacidad total o parcial para escuchar sonidos en uno o ambos oídos, existen diferentes tipos de audífonos que se ajustan a las necesidades de cada paciente.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *