La pérdida auditiva no tratada genera más costes al sistema sanitario

La pérdida auditiva no tratada genera más costes al sistema sanitario

La pérdida auditiva no tratada genera más costes al sistema sanitario
¿Qué te ha parecido?

Las personas mayores que padecen una pérdida de audición no tratada, sin utilizar audífonos ni ningún otro tratamiento, genera un 26% más de gastos en el sistema sanitario que una persona en tratamiento. Este porcentaje aumenta hasta el 46% en el transcurso de una década, según las conclusiones de un estudio publicado en Journal of the American Medical Association (JAMA).

A medida que se envejece, las células ciliadas del oído se debilitan y comienza a perderse capacidad de audición. Este proceso comienza pasados los 50 años, pero a partir de los 70 es cuando más predomina y más se nota. Esta pérdida auditiva asociada al envejecimiento se denomina hipoacusia, y la solución más eficaz para los que la desarrollan es el uso de audífonos.

Según el estudio mencionado, un paciente con este problema que no reciba tratamiento supone un coste de más de 20.000 euros para el sistema de salud, casi el doble que un paciente sin pérdida auditiva. Además, tal y como reconocen los investigadores, la pérdida auditiva también aumenta el riesgo de demencia, depresión y merma la calidad de vida. Para llegar a estas conclusiones, el estudio abarcó desde el año 1999 hasta el 2016 y participaron más de 150.000 personas. Con toda la información de pacientes recopilada, se observó el impacto económico que tiene en los sistemas de salud la pérdida auditiva no tratada.

El uso de audífonos disminuye las visitas a urgencias

Una forma de mejorar la salud y la calidad de vida de los pacientes con pérdida auditiva leve o moderada, es la utilización de los audífonos. Estos dispositivos electrónicos facilitan la recuperación de gran parte de la audición. Captan las ondas de sonidos y las amplifican para que las personas con dificultades de audición. Además de mejorar de forma muy notable la calidad de vida de quienes los utilizan, hacen que, en el caso de las personas mayores, acudan menos veces a urgencias.

Esta es la conclusión de una investigación reciente publicada en JAMA Otolaryngology Head and Neck Surgery. El estudio también destaca que, los que ingresan en urgencias y sí llevan audífonos, pasan menos noches hospitalizados, según los datos. Esto lleva a asociar el uso de estos pequeños dispositivos con menos gasto sanitario.

Evolución de los audífonos

Estos pequeños dispositivos han cambiado desde sus inicios,  y aunque el objetivo y función siguen siendo los mismos,  ahora cuentan con unas mejoras funcionales y de diseño que facilitan más la vida cotidiana.

Los tiempos en los que el uso de estos dispositivos era sinónimo de molestias, pitidos o incomodidad han quedado en el pasado. Gracias a las nuevas tecnologías, permiten retomar la capacidad de audición sin renunciar a la comodidad y a la discreción.

Los audífonos de Danavox cuentan con el nanorevestimiento NoPermet que hace que estos dispositivos sean más resistentes a la humedad y la suciedad. La tecnología lonFit y el ancho frecuencial que poseen permiten que los sonidos que se escuchan con ellos sean mucho más reales y nítidos. También posee un sistema de reducción del ruido de fondo, el SNR espectral, lo que otorga un confort extra.

Además, Danavox ofrece una amplia gama de tamaños y modelos para que el paciente tenga diferentes opciones y elija la más eficaz y con la que más cómodo se sienta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *